Moxibustión

La moxibustión es una antigua tradición oriental de la terapia de calor que es tan antigua como la acupuntura. De hecho, el término acupuntura en chino está formado por dos palabras; "Zhen Jiu". La palabra "zhen" significa aguja y la palabra "jiu" significa moxibustión. La moxibustión y la acupuntura se han utilizado tradicionalmente como un par desde el inicio de la Medicina Tradicional China (TCM), y continúa siendo una combinación muy poderosa para la mayoría de los practicantes de la medicina tradicional china en la actualidad.

 

La moxibustión consiste en calentar un punto de acupuntura mediante la quema de una hierba muy específica, Artemisia Vulgaris, o comúnmente conocida como "artemisa". Esta hierba es elegida por tener la propiedad de ser muy calida y por su estado natural de energia yang, la cual tiene la capacidad de restaurar la energía primaria yang.

 

Basicamente existen dos tipos de moxibustión; directa e indirecta. El tipo más común es la indirecta y es cuando el practicante utiliza lo que se conoce como un "rollo de moxa". El "rollo", el cual se asemeja más o menos a la forma y tamaño de un cigarro, está hecho de artemisa enrollada. El practicante enciende un extremo y lo mantiene cerca del punto de acupuntura que desea tratar causando una fuerte sensación de calor. 

 

Otra técnica popular de hacer moxibustión indirecta es con el uso de la acupuntura. Con esta técnica se inserta una aguja en el punto de acupuntura deseado y luego un pequeño pedazo de la hierba se adjunta a la parte superior de la aguja. La hierba se enciende y al quemarse el calor se desplaza hacia abajo de la aguja calentando el meridiano.

 

Desde el punto de vista de TCM, tal vez la indicación más común para el uso de la moxibustión es la presencia de frío. El frío hace que el Qi disminuya y en muchos casos que se estanque causando mucho dolor. La moxibustión calienta los meridianos y expulsa el frío. Las articulaciones dolorosas y frias responden muy bien con la moxibustión. La moxibustión también se utiliza para inducir la fluidez del Qi y la Sangre. Esto se hace en areas donde existe una obvia deficiencia de Qi y Sangre o en los puntos de acupuntura que son conocidos por su capacidad para normalizar el flujo de Qi y Sangre. La artemisa es una hierba muy calida  y con mucha energia yang natural, que cuando se combina con el calor del fuego durante la moxibustión, resulta ser una forma muy poderosa de fortalecer la energía yang. Por esta razón, la moxibustión es ampliamente utilizada con pacientes débiles y frágiles con falta de energía yang. Por miles de años en la China se ha utilizando la moxibustión como profiláctico. Mediante la aplicación regular de moxibustión en puntos de acupuntura claves para fortalecer la energia, las personas son capaces de mantenerse fuertes y sanos hasta el último día de sus vidas. Por lo tanto, la moxibustión también se utiliza como un tratamiento preventivo.

 

Desde el punto de vista de la medicina occidental, la moxibustión aumenta la producción de células blancas de la sangre. Los estudios han demostrado que recuento de glóbulos blancos comienza a aumentar inmediatamente después de la moxibustión directa, y alcanza un máximo 8 horas más tarde. Este pico se mantiene durante 24 horas. Del mismo modo, los estudios han demostrado que la moxibustión aumenta la producción de glóbulos rojos y hemoglobina. Durante los estudios se ha visto que personas con un promedio de hemoglobina de 78% antes de la aplicacion de moxibustión, la proporción aumentó de forma constante hasta alcanzar un máximo de 90% en ocho semanas. Tambien se observó que despues de 15 semanas de aplicación continua de moxibustión las personas duraron un promedio de 22 semanas antes de regresar a la cantidad de glóbulos rojos que tenian antes de la moxibustión. También se mostró un aumento sustancial en los siguientes componentes de la sangre: la velocidad de sedimentación de las células rojas de la sangre, recuento de plaquetas, la velocidad de coagulación de la sangre, calcio en la sangre, recuento de glucosa en la sangre y la capacidad de producir anticuerpos. La moxibustión también se ha demostrado que mejora la circulación sanguínea y linfática en general.

 

La moxibustión éxitosamente se ha utilizado para colocar al feto en posición cefálica (la cabeza hacia abajo) cuando este viene de nalgas o en posición transversal, y evitar una cesárea. Un estudio publicado en la revista de la Asociación Médica Americana en 1998 encontró que un 75% de las mujeres con fetos en presentacion de nalgas, lograron que el feto girara a la posicion cefalica después de recibir moxibustión en un punto de acupuntura en el meridiano de la vejiga.

 

 

  • Facebook

© 2010 Water Tiger Acupuncture | Jaime DeGuzman, L.Ac |Rocklin| Roseville | Lincoln| | Acupuncture| Cupping | Moxibustion | Chinese Herbs